Consejos de maquillaje para lucir un rostro luminoso

Consejos de maquillaje para lucir un rostro luminoso

Lucir un rostro luminoso siempre hace parecer mucho más joven, además de tener un aspecto más saludable y agradable. Cuando no se tiene esta piel por naturaleza o bien se atraviesan algunos momentos de estrés, ansiedad o cambios hormonales, entre otros factores que hacen que desaparezca la luminosidad, no queda más remedio que recurrir al maquillaje. Es, una vez más, el aliado perfecto para conseguir los objetivos.

Primeros pasos

El primer paso para un maquillaje luminoso es preparar la piel. Y, para ello, es fundamental una buena hidratación. Además también es clave alisar ojeras con parches para el contorno y utilizar una premier en el cutis y en los párpados.

La exfoliación es otro paso vital para los labios con el fin de eliminar las células muertas y pielecillas para conseguir una boca con un resultado muy jugoso.

Maquillaje

Una vez preparada la piel, el siguiente paso es aplicar una base de maquillaje del mismo tono de la piel, pero que permita ese efecto buena cara con una dermis totalmente perfecta e impecable.

rostro-luminoso
No hay que olvidarse además –y esta es una de las principales claves-, de utilizar un iluminador suave de forma general, pero no que no lleve glitter. Este producto permitirá potenciar la luminosidad.

En los ojos sí se puede aplicar un poco de glitter. En este caso, hay que emplear un pegamento específico para que quede bien sujeto en la zona de los ojos y no se desplace.

No obstante, como no es fácil de usar, la alternativa pasa sustituir la purpurina por sombras de ojos, por ejemplo, plateada. La textura de la sombra debe ser líquida o bien en polvo. Siempre debe aplicarse con un pincel mojado.

Y, finalmente, en los labios, se debe apostar por el gloss en un tono rosado. Pero cuidado. Hay que usar un delineador labial para evitar que el color se desplace o, por lo menos, minimizarlo.

Otros consejos

El estilismo se puede completar con el cabello retirado. Así, además, se consigue que el pelo no se pegue al gloss de los labios.